Aves Carnes

consejos para la compra y conservación de la carne y aves

La carne tiene una gran cantidad de proteínas, vitamina B y hierro. La grasa, presente en grado variable, es necesaria para que esté tierna y sabrosa, pero evite comer carne con alto contenido en materia grasa con frecuencia.

COMPRAR LA CARNE Y AVES

La regla más simple que debe seguir cuando compre carne fresca es adquirirla en un establecimiento de confianza. Debe confiar en que el carnicero ha colgado y guardado la carne en las debidas condiciones. Él le aconsejará sobre las piezas más adecuadas.

LA SELECCIÓN

• Mire el color. La carne de ternera debe ser roja con un ligero matiz amarronado y unas leves vetas de grasa.

• Elija la pieza. En general, la parte frontal del animal produce piezas menos tiernas, adecuadas para fuego lento. Las piezas tiernas son las del medio, que concentran los músculos menos ejercitados.

• Compre piezas de calidad. Las piezas duras pueden ser más económicas, pero tardan más en hacerse, y ello eleva el costo energético

AHORRAR DINERO

Desuelle el pollo, la piel del pollo tiene un alto contenido de grasa. Por tanto, debe quitarse si va a ser consumida por personas que siguen dietas bajas en grasas. Arranque la piel con las yemas de los dedos.

carne

CONSERVACIÓN

La conservación correcta de la carne y las aves es de vital importancia, pues se pueden deteriorar rápidamente si la temperatura es alta.

Tras comprarlas, métalas en la nevera tan pronto como pueda. Cuando el tiempo sea cálido, llévelas a su casa en una nevera portátil.

CONGELACIÓN DE CARNE CONGELACIÓN DE AVES

Cuando congele hamburguesas, chuletas o bistecs, que quedan pegados cuando se congelan, sepárelos con hojas de papel antiadherentes o con un envoltorio para uso alimentario en la congelación. Así podrá retirar la cantidad que necesite.

Para quitar el exceso de aire cuando vaya a envasar un ave entera lista para congelar, métala en una bolsa de plástico de congelación, coja la abertura de la bolsa y deje un hueco de unos 5 mm. Introduzca una paja en el hueco y succione el aire.

carne-conservacion

SEGURIDAD

• Carne cruda en frío. Meta siempre la carne fresca en la nevera en cuanto llegue a casa. Guárdela en envases cubiertos para que no gotee sobre otros alimentos.

• Contaminación. Los diferentes tipos de carne deben estar separados mientras los tenga almacenados. Lávese siempre las manos y los utensilios después de haber manipulado cualquier tipo de carne cruda, y antes de preparar otro tipo o comida.

• Los productos descongelados. Consuma rápidamente la carne descongelada; no la vuelva a congelar, porque existe riesgo de intoxicación.

DESCONGELACION

Sumérjala en agua

Para acelerar la descongelación de un pavo o un pollo, déjelo en su envoltorio de congelación, sumérjalo en un bol grande de agua fría y mételo en la nevera. Cambie el agua a intervalos regulares hasta que el ave esté completamente descongelada.

conservar-carne

• Tiempo en la nevera, la descongelación puede durar varias horas, y en el caso de porciones grandes y aves enteras, dos o tres días.

• El goteo. Ponga la carne o las aves en un plato grande si las va a descongelar en la nevera. Ponga servilletas de papel debajo de las carnes, así evitará que goteen sobre otros alimentos.

• Aves grandes, si no puede descongelarla en la nevera, déjela descongelar en una habitación fría. Conserve su envoltorio, pero pinche el cierre hermético

• Verificación para asegurarse de que toda el ave está completamente descongelada, palpe dentro de la cavidad, y verifique que las patas y los muslos se mueven con facilidad.

• Utilice una brocheta. Para asegurarse de que el ave está completamente descongelada, pinche con una brocheta la parte más gruesa. Con ella notará si queda algo de hielo.

REFRIGERACIÓN

• De carne cruda. El lugar ideal para conservar las carnes crudas en una nevera es la bandeja inferior. De esta forma, los jugos no caerán sobre otros alimentos.

• Ordenación. Guarde los productos frescos listos para comer en la bandeja superior, y las carnes ya hechas en la bandeja central, sobre las carnes crudas.

• Los envoltorios, si compra carne envuelta en papel, quítelo y ponga la carne en un plato cubierto antes de meterla en la nevera. En cambio, si la carne está envuelta en una bandeja sellada herméticamente, puede guardarla tal cual.

• Film transparente. Ponga las carnes en un plato hondo, y cubra el plato con film transparente apretado.

Deja un comentario

Comment
Name*
Mail*
Website*